CORPORALIDAD

TU CUERPO, TOMA EL CONTROL DE SU ESPACIO, DE SU EXTENSIÓN Y POTENCIAL CORPORAL

Corporalidad

En Sport Is Your Gang México creemos que si se respeta y se toma conciencia de lo corpóreo, la población en edades vulnerables reconocerá los patrones de violencia que no deben repetir ni vivir. Construimos esta plataforma interactiva donde brindamos a niñas, niños y adolescentes, un espacio para apropiarse de sí e iniciar la búsqueda de una pasión a través del deporte con la cual encuentren su propia voz, y puedan ejercer sus derechos humanos mediante la cultura de paz, respeto, y equidad de género. Al forjar el carácter de niñas y niños para afrontar situaciones difíciles, será el punto de partida para ver más allá del caos y la desesperación, y ayudar a preservar el candor propio de la niñez. Así, al entender el valor e importancia de la corporalidad y adueñarse de sí, es La razón de ser para que la población infantil pueda descubrir a lo que tienen derecho y la fortaleza desde sus cuerpos.

LO CORPÓREO

Lo corpóreo

"Este cuerpo es uno de tantos que pasea, es un cuerpo que estalla y se recupera, es exterior a otros pero enteramente tuyo. A este cuerpo lo reconstruyes, expandes y creces cada que
te apropias de ti. "

En Sport Is Your Gang México buscamos generar una cultura de respeto y ejercicio de los derechos humanos a través del deporte, sin que éste sea en sí mismo un reproductor más de la violencia.

Este sitio es la construcción de una plataforma interactiva para que niñas, niños y adolescentes conozcan sus derechos y encuentren su propia voz para poder ejercerlos. Hacerlo en comunidad con ellas y ellos es nuestra pasión, búsqueda y meta.

Como muchas ONG’s que también tienen como base el deporte, nosotros implementamos una metodología propia, la cual está sustentada dentro de un enfoque en derechos humanos y perspectiva de género, con el cual aportamos herramientas para la resolución de conflictos de forma justa, equitativa y pacífica.

APROPIARSE DE SÍ

Apropiarse de sí

"Tu cuerpo es resultado del constante intervalo que sucede y se construye entre experiencias de vida. Tu cuerpo siempre es la oportunidad
de un nuevo punto de partida."

La práctica del deporte por sí sola no es suficiente para comprender e interiorizar el enfoque de la no violencia como forma de vida, ya que actitudes y conductas aprendidas de manera comunitaria son vividas a diario por niñas y niños, y por lo tanto son replicadas en el espacio de la actividad deportiva.

Nuestra organización busca trabajar especialmente con niñas y niños debido a que desde temprana edad son más receptivos a nuevos modelos de comportamiento, con lo cual es posible que esta población comparta y asuma espacios de manera equitativa y en equipo, donde los estereotipos machistas dejen de replicarse, por ejemplo el que una niña no puede boxear, o que no puede practicar Muaythai “porque es un deporte sólo para varones”. Por ello, trabajar con perspectiva de género es primordial en estas comunidades para generar una cultura de paz, equidad y respeto hacia las mujeres.

Sport is your gang México a nivel deportivo es igual que otras organizaciones, pero la gran diferencia que nosotros marcamos está en la capacitación que se les da a los profesores que son parte de nuestro programa, ya que trabajamos en conjunto para que ellos reconozcan los modelos de violencia y no los repliquen. Además, los profesores se preparan para que al finalizar cada sesión deportiva, ellos conduzcan y sean parte de una dinámica llamada ‘Forum’, metodología diseñada especialmente para SIYG por el Dr. Amir Kfir, la cual sirve para la resolución de conflictos en grupo, dónde los integrantes del equipo crean juntos un espacio de confianza y construyen comunidad.

Dicha metodología es parte de las estrategias del NONFLICT con el cual se aborda al conflicto como fuerza transformadora, ya que desde la empatía y el escuchar activamente, cada uno de los participantes puede visualizarse a sí mismo, al otro y al grupo a partir de una misma situación, y juntos en la diversidad de opiniones buscar, crear, y encontrar diferentes respuestas

EL PUNTO DE PARTIDA

El punto de partida

"El cuerpo al estar activo toca progresivamente con su simple existencia todo lo que le rodea. Es a través del movimiento, que el cuerpo se proyecta hacia el exterior. "

La práctica de un deporte en edades sensibles ayuda a forjar el carácter de niñas y niños para afrontar situaciones difíciles, donde la toma de decisiones asertivas es vital para evitar actividades autodestructivas.

Es conocido que las pasiones encausadas son salidas para el alma, son la búsqueda que da dirección a la vida y permiten ver más allá del caos y la desesperación. El deporte y el entretenimiento son derechos humanos. Entonces, ¿por qué negarle a una niña o niño disfrutar de éstos y a su vez encontrar una pasión?

Por ello, creemos que descubrir la pasión por el deporte en la niñez ayuda a resolver obstáculos para los cuales tanto niñas y niños, como adolescentes, no necesariamente están preparados. Encontrarse como parte de una comunidad con la cual compartir, desahogarse, sentir apoyo y la emoción de una misma pasión, puede ayudar a preservar el candor propio de la niñez.

LA RAZÓN DE SER

La razón de ser

"Sólo tomando conciencia y control de su potencial físico y de energía, es que el cuerpo se expande. Apropiarse de sí mismo en mente, cuerpo y alma, es la fortaleza y pasión para caminar la vida."

Como sociedad no vemos el peso que la corporalidad tiene como parte medular dentro del proceso de construcción de paz, si acaso se ve casi como si fuera una actividad sin peso ni relevancia. Pero la realidad de las poblaciones con las que trabajamos, es que hay una profunda necesidad de llevar a cabo labores comunitarias para que se conozca y se comprenda la importancia del juego a través del deporte.

Sabemos que en las comunidades a las cuales dirigimos nuestro esfuerzo hay una gran pobreza y los menores no tienen actividades recreativas planificadas y programadas, ya que los padres o tutores no lo pueden solventar. La vida ya es lo suficientemente dura como para negarles a las niñas y niños la oportunidad de compartir actividades recreativas donde el deporte sea un espacio para explorar, buscar y encontrar una pasión, disciplina o desfogue.

Es posible que los integrantes de una comunidad se den cuenta de los cambios significativos que tienen niñas, niños y adolescentes gracias a los beneficios de la práctica deportiva como juego, disciplina y esparcimiento. Los menores sin proponérselo llegan a ser agentes de cambio al interactuar con adultos más sensibles y abiertos a modificar sus conductas. De ser así, la comunidad en conjunto puede establecer cimientos para fomentar y practicar una cultura de paz.